Tener un sistema de refrigeración en tu negocio implica gastos en energía eléctrica que no puedes evadir, ya que la conservación de tus productos depende de estos equipos. Por esta razón es necesario que sepas las necesidades de tu negocio para encontrar el equipo más adecuado, y que te permita tener un gasto energético adecuado.

Para ello es necesario tener la ayuda de especialistas que te asesoren sobre lo siguiente:

El mejor lugar para colocar tus cámaras de refrigeración

Tus equipos deben estar en un lugar fresco, y se debe tomar en cuenta si están expuestos al sol.

El tipo de refrigeración que necesitas

Puede ser que creas que cierto equipo es el más adecuado, pero siempre será mejor tener la asesoría de alguien que te pueda mostrar las ventajas y desventajas de diferentes modelos.

No es lo mismo querer enfriar productos empaquetados, como bebidas, que refrigerar carne en una carnicería. La elección de tu sistema de refrigeración depende de las condiciones de tu producto y de la producción del mismo.